¿Cansado de las resacas?

Olvídese del café o los desayunos con alimentos fritos, ya que la salvación para los bebedores que sufren resacas puede haber llegado en una forma impensada: en roca volcánica.

Una compañía británica está a punto de lanzar al mercado una nueva cura para las resacas a base de una piedra formada por la lava volcánica, importada de Turquía y Australia.

"Estuvimos haciendo investigaciones con esto para ayudar a los pacientes con cáncer a aliviar los efectos secundarios de sus tratamientos, pero descubrimos que funciona muy bien en las resacas", dijo Kenneth Maule, de la compañía inglesa Global Health Products, en declaraciones a Reuters.

El polvo volcánico, o ceolita, actúa como agente desintoxicador y ya fue usado internacionalmente para purificar el agua, tratar alimentos de animales y asistir a las víctimas en Bulgaria del desastre nuclear de Chernobyl, en la ex Unión Soviética. "Se mantiene en los intestinos y se adhiere como una pieza de velcro a todas las toxinas y sustancias dañinas para el cuerpo", dijo Maule. "Simplemente, uno puede olvidarse del problema orinando". Maule, quien ha desarrollado la ceolita para originar el producto llamado Zetox, dijo que estaba formando una nueva compañía, llamada GoodMorning(Buenos Días), para vender cápsulas en Gran Bretaña exclusivamente para bebedores.

Para una persona promedio, en una noche normal, que consuma cuatro o cinco cervezas, seis píldoras antes de salir a tomar deberían ser suficientes para evitar la resaca.

"Pero si va a ser una noche 'mortal', hay que agregar dos cápsulas cada cuatro cervezas más", explicó Maule. "Y si se trata de una persona con sobrepeso, tendría que tomar unas más para comenzar".

Zetox ya está a la venta en Internet al precio de 19,95 libras (31,22 dólares) por el frasco de 120 pastillas, y si Good Morning tiene éxito podría ser vendido en cuestión de semanas en clubes y bares de Gran Bretaña.

 


Leer Términos y Condiciones
© 2003 - 2004 Areamédica.net
Todos los derechos reservados